El gobierno bonaerense analiza atrasar el año que viene algunos días el inicio del ciclo lectivo 2011 para favorecer la temporada veraniega, aunque esta posibilidad está supeditada a cumplir los 180 días de clases establecidos por ley, informó hoy el secretario de Turismo local, Ignacio Crotto.

El funcionario mencionó esa posibilidad y aseguró que si bien «lo ideal para el turismo es que haya más días de vacaciones, siempre es más importante la educación».

Durante una conferencia de prensa que dio el gobernador Daniel Scioli, Crotto destacó que «lo más importante es cumplir con el calendario escolar», pero aseguró que se analiza esta posibilidad «ante el éxito que tuvo el movimiento turístico en lo que va de la temporada».

Manifestó que febrero «será otro mes con récord de ingresos y desplazamientos en las rutas» tras el fuerte inicio de enero, con récord de visitantes en Mar del Plata y en Pinamar.

26noticias

Comentarios de Facebook