0012788305

El dato surge de un estudio mundial, donde se explica que el costo de los planes de datos es uno de los principales límites para el desarrollo de internet móvil. El 34% de los latinoamericanos acceden a la red mediante 3G

La tecnología móvil transformó el acceso y uso de internet. Es además la clave para cumplir la promesa de conectividad a la red para los próximos mil millones de personas.

Esa es la principal conclusión del Informe Global de Internet 2015), elaborado por un importante grupo de especialistas agrupados en la asociación Internet Society.

El trabajo recalca la importancia de los dispositivos móviles para el acceso a la información. «Con más de 3.000 millones de personas online en línea, internet móvil tiene un protagonismo relevante como medio de acceso y en cientos de millones se transformó en el único medio de conexión», reportó.

Actualmente, 192 países tienen redes 3G activas, que cubren cerca del 50% de la población mundial. Para 2019 ese número crecerá a 71%, con tres veces más de dispositivos móviles en uso.

El informe explicó que el 94% de la población mundial tiene acceso a una red móvil, pero solo hay acceso al 3G en el 48% del mundo. Y apenas un 28% está suscrito a un servicio de internet móvil.

En América Latina y el Caribe, el 83% de la población está cubierta por una red 3G. El 47% de las personas accede a internet, una cifra que en el caso de las conexiones móviles asciende al 34 por ciento.

Desafíos

Si bien la brecha digital en todo el mundo se está cerrando con la ayuda del móvil, todavía existen desafíos. Una de las principales conclusiones del informe es que el costo y la falta de contenido relevante ahora son las principales barreras para el acceso a la red.

«Incluso teniendo en cuenta las variaciones regionales, en la mayoría de los países -si no todos- la disponibilidad de servicios de internet móvil supera con creces las tasas de adopción, lo que significa que un número relevante de personas que tienen acceso al servicio, no pueden suscribirse a los mismos», detalló el trabajo.

Por otro lado, un segmento importante de la población que puede acceder y pagar el servicio de internet móvil, tiene suficiente interés para comenzar a utilizarlo. Esto se puede atribuir a las barreras del idioma y a la limitación de contenido local relevante, incluyendo la falta de acceso a las principales tiendas de aplicaciones en algunos países, limitando la utilidad de un dispositivo inteligente.

Al preguntar a los usuarios qué resignarían para costear el servicio de internet móvil, el 75% que dejaría la comida rápida; un 74% los diarios; 67% alcohol; y un 62% dejaría de comprar libros.

Aplicaciones

Además de proporcionar el acceso, los beneficios de internet móvil surgen del uso de todas las funciones integradas en los dispositivos, normalmente accesibles a través de aplicaciones prácticas.

El informe aseguró que las apps son cada vez más el principal medio de interacción con internet. Es decir, en lugar de acceder a la información desde un navegador móvil, el usuario prefiere la sencillez y eficiencia de una aplicación para hacerlo.

Así, más del 80% de tiempo online en el móvil se consume en aplicaciones en lugar de un navegador. Incluso, en la navegación de escritorio, los usuarios pasan más del 50% de tiempo online utilizando aplicaciones móviles.

Internet Society planteó que el modelo actual de las plataformas genera retos. «La gran mayoría de ellas son nativas de un ecosistema móvil de propiedad particular, como Android o Apple, elevando los costos para los desarrolladores para crear apps para todas las plataformas y para los usuarios para cambiar entre plataformas, la elección y la limitación de la competencia entre plataformas».

A pesar de haber al menos cinco plataformas móviles, Android tiene el 84% del mercado de smarthphones y el 72% de tablets.

Infobae/tecnología

Comentarios de Facebook